La convicción de…lograrlo

Estándar

Voy a hacerlo pero, creo que no podré lograrlo” – “Lo intentaré a ver si puedo hacerlo” – “Confío en él, pero…” – “Claro que lo haré, estoy seguro de ello” – “Este mes será de este ganador” – Todas ellas, frases que denotan nuestra seguridad sobre el resultado de una acción, tanto en forma negativa como positiva. La mayoría de las veces, las repetimos, casi sin sentido, sin que haya una seguridad plena, una certeza, de que así será. Lo que nos falta es adicionar el sustantivo “convicción” que no es otra cosa que tener plena seguridad y confianza en lo que pensamos o haremos.

Cuando se tiene “convicción”, cuando se “cree plenamente”, todo resulta más fácil, pues es el complemento de la “motivación”, pero, ¿cómo podemos llegar a esa convicción?

Conocimiento – Algo vital, pero que muchas veces nos olvidamos y actuamos en forma apresurada sin que tengamos los conocimientos necesarios. El conocer es una acción que realizamos para tener una idea, una noción de algo o de alguien, y así poder decidir y actuar, y con ello me refiero a capacitarse, estudiar, ampliar nuestro horizonte profesional, conocer nuestros productos tanto en los pro como en los contra, conocer la competencia, conocer el mercado. Se trata de un estado permanente en el que siempre estamos acumulando conocimientos, con el objeto de poder aplicarlos cuando se presente la ocasión.

Preparación – No todo funciona automáticamente. Los conocimientos, las metodologías, las técnicas, no operan porque sí, requieren de un proceso, el que si bien en algunas ocasiones es infinitamente rápido, en otras necesita de un tiempo de reflexión, de análisis, antes de dar el siguiente paso. Mientras más conocimientos y aplicación práctica de los mismos hagamos, mayor será la rapidez con que los apliquemos.

Objetivos – En la medida de que tengamos objetivos claros y definidos respecto de lo que quiero que suceda ahora y/o en el tiempo, más fácil será el camino a recorrer. “Si no sé hacia dónde quiero ir, cualquier camino puedo seguir”.

Planificar – No es otra cosa que definir los procesos necesarios para saber lo “que se tiene que hacer”, el “cómo debe de hacerse” y “el cuándo”, todo lo cual debiera involucrar el programar una serie de decisiones, políticas y programas para lograr el objetivo deseado.

 En la medida de que los puntos anteriores forman parte de nuestro accionar profesional, ello permite vigorizar, energizar:

  • La Confianza en un uno mismo – pues empezamos a tener “seguridad”, “autoconfianza” de que lo que estamos haciendo o pensando, tenemos una base más concreta, ya no es solo una idea en el aire, sino forma parte de un plan, estudiado, analizado.
  • Motivación – En la medida de que vamos avanzando, la “motivación”, ese sentido de la satisfacción y beneficios que me traerá el cumplimiento de lo que quiero, se va acrecentando y afianzando, empujándome en la práctica hacia lo que busco. (motivación = motivo que me lleva a la acción).
  • Voluntad – Es el último elemento, pues ahora solo depende de mí mismo el tomar la decisión de “hacerlo”, de “llevarlo a término”. Indiscutiblemente, la voluntad se ve afectada o infectada muchas veces, por la “flojera”, la difícil decisión de salir de una zona de confort, sin embargo, si he seguido un proceso, la voluntad al igual que los otros elementos mencionados, se va a “asegurar”, a “hacer fuerte”.

 Si sumamos todos los elementos anteriores, vamos a llegar a la “convicción”, aquella fuerte creencia de que sí lo vamos a lograr, a tener esa confianza que nos hará avanzar con seguridad. La convicción es el resumen de la voluntad, de la motivación, de la autoconfianza, basados en el conocimiento profesional, y en la planificación de los objetivos. Ellos me permiten “sentir” “los pies en la tierra” y no estar “soñando un ideal imposible”.

Por ello, cuando emprendamos una acción, no solo debemos estar seguros, sino que tener la “convicción” de que lo lograremos.

“Siempre queda a cada uno suficiente fuerza para luchar por lo que está convencido

Johann Wolfgang von Goethe

Un abrazo,

Freddy Hayvard

 

 

 

 

 

Anuncios

2 comentarios en “La convicción de…lograrlo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s